(function(w,d,s,l,i){w[l]=w[l]||[];w[l].push({'gtm.start': new Date().getTime(),event:'gtm.js'});var f=d.getElementsByTagName(s)[0], j=d.createElement(s),dl=l!='dataLayer'?'&l='+l:'';j.async=true;j.src= 'https://www.googletagmanager.com/gtm.js?id='+i+dl;f.parentNode.insertBefore(j,f); })(window,document,'script','dataLayer','GTM-MBCC6PJ');
Say "Yes" Today
September 2, 1985 - November 5, 2021
Post a memory

"Siempre estarás en nuestros corazones. Gracias por cada sonrisa!"

Mi amado hijo, tu partida inesperada ha sido un dolor que desgarró mi corazón y ya nada es igual. Aunque sé que fue la voluntad de Dios es muy difícil aceptar que ya no estás, pero en medio de todo este dolor me reconforta recordar que eras un ser muy especial y que hay muchas personas que de alguna manera ayudastes y recibieron vida a través de tu partida. ¡Te amaré por siempre, mamá!

Yo Luis Manuel, padre de José Luis (Taíno). Les digo a todos los que recibieron algún órgano de mi hijo, que quizás nunca sepan quién fue el donante, pero escribo con orgullo tan grande por la memoria de mi hijo, esposo y padre, el saber que después de su partida tan inesperada, todo el que pudo ayudar con su humilde donación, con el corazón en la mano les digo que orgullo tan profundo siento, Dios los bendiga a todos, gracias.

Negrito de mi corazón, has dejado un enorme vacío en nuestros corazones. Te recordamos todos los días y damos gracias a Dios por todos los momentos felices que pasamos junto a tí. Fui la mujer más afortunada del mundo al tenerte en mi vida y fui muy pero muy felíz. Fuiste un EXCELENTE padre, esposo y amigo, sin duda alguna te volvería a elegir como mi compañero de vida. Tus hijos te extrañan mucho y te aman cada día más. Eres tan especial, que después de tu muerte hay muchas vidas que tienen algo de ti. ¡Te amaremos por siempre! Tu esposa e hijos

José siempre fuistes un gran hermano amoroso y de un gran corazón, no tienes idea del gran vacío que has dejado en mٕí, pues tus visitas, llamadas, mensajes y peleas me hacen tanta falta, pues ya no tengo ese hermano que solía escucharme, aconsejarme y el que me decٌía que me amaba a diario. Fuiste un gran hijo, hermano, esposo, pero un excelente papá. Hoy todos sufrimos tu inesperada partida, pero a la vez le damos gracias a nuestro Señor Jesús por los años que te dejó a nuestro lado y más aún haberme escogido a mí para el día de tu partida poder orarte y pedir salvación por tu alma. Descanza en paz, pues seguiremos pendiente de tus hermosos hijos, madre, esposa, hermanos y sobrinos. Gracias por ser tan especial e inmaduro como solía decirte. Te amará por siempre tu gordita chula (Glory)

Gracias por enseñarme qué es el amor incondicional y la amistad más profunda. Jamás te olvidaré, hermano. Vaya donde vaya, te llevaré conmigo. Sólo queria decirte que te extraño tanto; que vas a ser tío de otra nena; que Sebastián y Ainhoa ​​son grandes. En resumidas cuentas, todos TE EXTRAÑAMOS DEMASIADO. Te amaré por siempre, Fernán.

“Nuestro Luisito/Luiso/Sobrino Amado” en un abrir y cerrar de ojos te fuiste, tú ausencia nos duele pero el recuerdo de nuestro tiempo juntos siempre nos hace sonreir. Dejas en tus hijos un gran legado de amor y humildad. Estamos orgullosos del ser humano, hijo, hermano, sobrino, primo, esposo y padre que fuiste. Esperamos que las personas que hallan recibido un pedacito de ti, sientan tu inmenso amor y caridad humana. Te quisimos como un hijo y te amaremos siempre. Tío Pedro y tití Josely.

Write Your Memory

Please login or create an account to get started.

Share Their Story

Array